Ayude a impedir este crimen. Dos norteamericanos han sido sentenciados a morir en la silla eléctrica el 12 de enero. Ethel y Julio Rosenberg